jueves, diciembre 07, 2006

Superar el dolor...

No intentes enterrar el dolor: se extenderá a través de la tierra; se filtrará en el agua que hayas de beber y te envenenará la sangre. Las heridas se cierran, pero siempre quedan cicatrices más o menos visibles que volverán a molestar cuando cambie el tiempo, recordándote en la piel su existencia, y con ella el golpe que las originó. Y el recuerdo del golpe afectará a decisiones futuras, creará miedos inútiles, tristezas arrastradas, y tú crecerás como una criatura pagada y cobarde. ¿Para qué intentar huir y dejar atrás la ciudad donde caíste? ¿Por la vana esperanza de que en otro lugar, en un clima más benigno, ya no te dolerán las cicatrices y beberás un agua más limpia? A tu alrededor se alzarán las mismas ruinas de tu vida, porque allá donde vayas llevarás la ciudad contigo. No hay tierra nueva ni mar nuevo...

Lucía Etxebarría
"Beatriz y los cuerpos celestes"
Premio Nadal 1998
(Barcelona, Ed. Destino, 2006)

3 comentarios:

Luz dijo...

Que inútil creer que con irse lejos se dejarán atrás los problemas ¿verdad?
¡300 besos!

Ula dijo...

Las ciudades se parecen mucho unas a otras, así que si el cambio no lo realizamos nosotros, nos dará igual. El texto lo dice claro.
Sin embargo a veces cambiar de lugar, es beneficioso y más si los pisos están más baratos.
Todo depende de si vamos huyendo o no.
Para muchas personas que han huido de guerras y hambre, si que hay tierra nueva y mar nuevo. En esto no estoy de acuerdo con Lucía E.
Besitos

Azul... dijo...

Lucecita, ¡totalmente de acuerdo!

Ula, yo creo que la autora cuando habla de cambios de lugar, se refiere a esos que se hacen para huir de los fantasmas interiores. Ciertamente, hay cambios de geografía que no te dejan mucho margen de elección, puedo dar fe de ello: a veces hay que marcharse porque el empujón viene desde fuera de ti, como una guerra, una hambruna o una persecución política (como ha sido mi caso); por eso Lucía Echevarría dice que no hay tierra ni mar nuevos que valgan cuando se buscan tratando de huir de uno mismo...

Es una lindura ver que me hayan visitado!!!

Les mando 200 besos!