miércoles, noviembre 01, 2006

Como una luna en el agua...

Toco tu boca, con un dedo toco el borde de tu boca, voy dibujándola como si saliera de mi mano, como si por primera vez tu boca se entreabriera, y me basta cerrar los ojos para deshacerlo todo y recomenzar, hago nacer cada vez la boca que deseo, la boca que mi mano elige y te dibuja en la cara, una boca elegida entre todas, con soberana libertad elegida por mí para dibujarla con mi mano en tu cara, y que por un azar que no busco comprender coincide exactamente con tu boca que sonríe por debajo de la que mi mano te dibuja.

Me miras, de cerca me miras, cada vez más de cerca y entonces jugamos al cíclope, nos miramos cada vez más de cerca y nuestros ojos se agrandan, se acercan entre sí, se superponen y los cíclopes se miran, respirando confundidos, las bocas se encuentran y luchan tibiamente, mordiéndose con los labios, apoyando apenas la lengua en los dientes, jugando en sus recintos donde un aire pesado va y viene con un perfume viejo y un silencio. Entonces mis manos buscan hundirse en tu pelo, acariciar lentamente la profundidad de tu pelo mientras nos besamos como si tuviéramos la boca llena de flores o de peces, de movimientos vivos, de fragancia oscura. Y si nos mordemos el dolor es dulce, y si nos ahogamos en un breve y terrible absorber simultáneo del aliento, esa instantánea muerte es bella. Y hay una sola saliva y un solo sabor a fruta madura, y yo te siento temblar contra mi como una luna en el agua...

Julio Cortázar
"Rayuela"
Cap. 7


Happy B-day to U!
=o)

5 comentarios:

Carlos dijo...

Què increìble texto, la verdad es que me debo Rayuela, a estas alturas de mi vida es casi imperdonable, lo agendo.
Un besote

Max dijo...

"Y era tan natural cruzar la calle, subir los peldaños del puente, entrar en su delgada cintura y acercarme a la Maga que sonreía sin sorpresa, convencida como yo de que un encuentro casual era lo menos casual en nuestras vidas, y que la gente que se da citas precisas es la misma que necesita papel rayado para escribirse o que aprieta desde abajo el tubo de dentífrico."

Julio Cortázar


También de Rayuela y acompañando un ¡¡¡ gracias !!! así de grande lleno de flores y de peces...

Penelope... dijo...

Bellísimo Cortázar, y éste, uno de sus mejores pasajes.
Para seguir deleitándote, te recomiendo "Salvo el Crepúsculo", del mismo autor, que no se queda atrás.
Besitos,
Penélope

Azul... dijo...

Carlos, no dejes de leer Rayuela, siempre vas a encontrarte tesoros...

Max =o) Significa mucho para mi y celebro que te gustara el "regalo"

Pé, anotado, ¡gracias por la sugerencia y por venir!

Besitos para los tres

LA PIARA DE OTERO dijo...

Me gusto mucho, muy descriptiva, cada detalle cuenta, este nos lleva por pasajes hermoso del beso, las caricias, la entrega entre dos que se aman.