lunes, mayo 23, 2011

Creer...

Gracias Max...

No vivo contigo porque me eres confortable, como un sillón. No estoy contigo porque me eres útil en tu conversación, o en tus ideas, o en el color de tus ojos.Vivimos entre objetos, pero el sentido se dá entre sujetos. Vivo contigo porque creo en tí. No por lo que sé, ni por lo que sabes, sino porque nos creemos.

Querer es creer.

Dios mío, los días oscuros son aquellos en que quiero y no creo. Entonces me busco entre aparatos, cosas, libros, bibliotecas, magnolias y no me encuentro, no me encuentro. No me encuentro sentido.
Son días en que nada falta, salvo alguien.magnolias y no me encuentro, no me encuentro. No me encuentro sentido.


Son días en que nada falta, salvo alguien.



Jaime Barylko
Sabiduría para la Vida







4 comentarios:

arandanilla dijo...

Este post es uno de los más hermosos que he leído, por la parte que me toca (el corazón). Eres grande, mujerazul...

Erranteazul dijo...

De azul a azul...¡Qué bello!

Beso!

Yudith dijo...

Hola Azul, pasando a dejarte mi saludo y mi afecto, gracias a Dios siempre te encuentro! Besos

SAL dijo...

Bonjour..m..esas cosas donde nuestro aroma queda impregnada de recuerdos dándole vida a los rincones de nuestra alma..Un abrazo bloggero